¿Por qué triunfan los emprendedores?

Por Raúl Gorrín.- La propensión al riesgo, la autonomía y el lugar de control interno son algunos de los factores que ayudan a tener una carrera exitosa como emprendedor. La importancia del espíritu emprendedor supone una fuente de innovación, contribuye al desarrollo de la economía venezolana, aumenta la competencia en el mercado nacional, satisface necesidades del público e inspira a otros a seguir sus objetivos. Aunque el éxito depende de distintos factores, hay algunos rasgos de la personalidad que sí parecen comunes entre los emprendedores que triunfan.

A continuación, explicamos por qué triunfamos los emprendedores:

Motivación al logro:

Es la predisposición a superar los retos y alcanzar las metas. Los trabajadores que tienen una alto motivación al logro prefieren las tareas que suponen un desafío en lugar de las rutinarias, se responsabilizan de sus acciones empresariales, les gusta recibir feedback y buscar nuevas formas de mejorar.

Innovación:

Es uno de los conceptos centrales para entender el éxito de los nosotros los emprendedores: emprendimiento es casi sinónimo de innovación. Una persona que se atreve a crear está interesada en cuestionar el statu quo y hacer las cosas de formas distintas, encontrar productos, procesos de producción y tecnologías nuevas.

Autonomía:

En contraste con los empleados de una compañía, cuando nos atrevemos a trabajar por nuestra propia cuenta tenemos que tomar decisiones en ausencia de supervisores y definir objetivos y planes de acción para conseguirlos por nosotros mismos. Cuando tenemos capacidad de decisión somos perfectos para iniciarnos en la aventura de emprender.

Locus de control interno:

Si creemos que nuestros resultados dependen de las cosas que hacemos, tenemos un locus de control interno: una cualidad necesaria para ser un emprendedor con éxito. Pero si creemos que no podemos controlar las cosas que nos pasan ni actuar sobre ellas, tenemos un locus de control externo. Los primeros estamos convencidos de que tenemos poder sobre los resultados, por eso le dedicamos más esfuerzo y persistencia, lo que debería ayudar a iniciar una aventura empresarial y mantenerla con éxito.

Autoeficacia:

La convicción de que podemos organizar y realizar acciones para producir unos resultados concretos. La iniciativa empresarial conlleva importantes riesgos y dificultades, por eso los emprendedores necesitamos altos niveles de autoeficacia que nos proporcionen seguridad.

Propensión al riesgo:

Ser emprendedor implica, casi por definición, correr riesgos. Algunos estudios recientes encontraron que la tolerancia y actitudes positivas hacia el riesgo predicen el éxito en el emprendimiento. Atrevernos a perseguir nuestras ideas nos acerca al éxito, aunque la probabilidad de triunfar sea baja o no esté definida. Es necesario asumir que tenemos que tomar decisiones bajo la incertidumbre y que, si no arriesgamos, no podemos ganar.

 

Visita también:

www.raulgorrin.org

El emprendimiento humanista

Los nuevos emprendedores

Referencia empresarial

Conciencia social

Productivity and Efficiency

The Entrepreneur-humanist

 

SÍGUEME..

Twitter

Facebook

Linkedin

Google+

 

 

No Comments Yet.

Leave a comment