Raúl Gorrín: ¿Cómo vender un seguro de vida?

Vender seguros de vida para una persona puede resultar  difícil. Hay altas esferas de competitividad y personas que no siempre están dispuestos a discutir asuntos financieros con alguien que no es de confianza. 

Raúl Gorrín, presidente de Seguros La Vitalicia indica que se deben implementar algunas estrategias básicas de ventas y de comercialización que puedan  aumentar las posibilidades de un agente para una carrera exitosa. 

“Inicialmente, un seguro de vida es la herramienta que se utiliza para proteger a quienes se quedan con la pena de haber perdido un ser querido, quien además de ser su apoyo moral, también era el sostén del hogar. Entendemos que la perdida de este ser querido no es remplazable, pero la protección económica que este ser nos brindó si lo es; esta protección se logra mediante un Seguro de vida”, explica Raúl Gorrín. 

Una vez que se conoce sobre la actividad aseguradora y la rama específica a vender, deben tomarse en cuenta las sugerencias siguientes, de acuerdo a la experiencia de Raúl Gorrín, presidente de Seguros La Vitalicia:

  • Tu carrera de ventas de seguros no será exitosa a menos que tengas un flujo constante de clientes potenciales para visitar.  El teléfono es comúnmente la herramienta más eficaz de prospección, ya que te permite contactar a un gran número de prospectos en una pequeña cantidad de tiempo aun permitiendo un "toque personal" que no ofrecen el correo electrónico o las cartas. Asegúrate de separar cerca de dos horas por día cuando puedas hacer llamadas sin interrupciones. 
  • El de los seguros es un negocio competitivo, así que es ventajoso establecer un lugar para distinguirte de tu competencia. Un lugar concreto puede involucrar comercializar hacia un cierto grupo de edad u ocupación o especializarse en cierto tipo de seguro. Establecer un contexto  puede hacer más fácil obtener referencias, ya que la gente tiende a asociarse con otros que tienen intereses o características similares y a menudo refieren a sus amigos la gente con la que hacen negocios. 
  • Descubrir la necesidad, la gente comúnmente no compra seguros de vida a menos que crean que lo necesitan. Tu trabajo como agente de seguro de vida es descubrir la necesidad durante tu presentación y mostrar a la persona cómo el seguro de vida responde a la necesidad. 
  • Buscar referencias, después de hacer una venta, pregunta al nuevo cliente si puede referirte a otros a quienes puedas ayudar y se está dispuesto a hacer la introducción por ti. Esto aumenta inmediatamente el nivel de confianza que tienes con el nuevo posible cliente, haciéndolo mucho más fácil para conseguir una venta. 

Para quien se encarga de la venta, debe considerar consultarle al cliente sobre: 

¿Cuál es el Seguro de Vida que más le conviene?

“Elegir un seguro no es una tarea sencilla, pero elegir correctamente puede significar importantes ahorros. Recuerde, que el Seguro de Vida es un beneficio no una carga”, afirma Raúl Gorrín.

Es importante hacerse  estas preguntas:

¿Durante cuánto tiempo necesitaría estar asegurado?

¿Cuánto cree usted que necesitaría su familia, para poder vivir cuando usted muera?

¿Desearía crear un fondo de inversión, para su jubilación?

¿Necesitaría dejar previsto el pago de la hipoteca de su vivienda para evitarle apremios económicos a los suyos?

Apuntó además “En Seguro La Vitalicia, tenemos las mejores opciones”. 

No Comments Yet.

Leave a comment