Siete consejos para convencer a los inversionistas

Por Raúl Gorrín.- Decidió poner un negocio, está decidido a lanzarse al agua con esa idea, con ese proyecto maravilloso con el que ha soñado toda su vida y en cuyo diseño viene trabajando desde hace varios años.

Ahora lo que le corresponde es buscar el dinero para poner a funcionar su negocio.

No es tarea fácil esto de emprender cuando no se cuenta con un capital propio y hay que salir a la calle a convencer a posibles inversionistas de que el suyo es el mejor proyecto del mundo.

Pero aquí queremos darle algunos consejos que pueden ayudarlo a enfrentar este decisivo momento.

Es fundamental que su proyecto sea atractivo a los ojos de los inversionistas.

  1. Rodéese de lo mejor de lo mejor.

Contar con personal experto es el primer paso que usted debe dar. En la aventura de emprender usted no estará solo y para alcanzar el éxito debe rodearse de los mejores talentos. Buenos mentores, consultores y asesores le ayudarán a tener una visión más amplia del negocio y sus repercusiones.

  1. Estudie y conozca a fondo el problema.

Usted no puede tirar flechas a lo loco. Lo suyo debe sustentarse en la investigación, en recabar datos fehacientes que le den sustento a su propuesta de negocios. Cuando usted se pare delante de los inversionistas debe convencerlos de que su producto y/o servicio es realmente la solución a los problemas y requerimientos del público consumidor. Debe y tiene que haber identificado planamente las necesidades de un grupo específico de personas al que se dispone atender desde su emprendimiento. Debe manejar varias alternativas o planes para actuar ante los imprevistos.

  1. Debe ser decidido.

Nada de mostrarse dudoso, indeciso. No, de ninguna manera. Esta actitud dubitativa aleja a los inversionistas. Ellos quieren depositar su dinero en manos seguras, las de un líder capaz de tomar las decisiones adecuadas en el momento preciso.

  1. Conozca a la competencia.

No se limite a su propuesta, a su proyecto, a su emprendimiento. No, usted tiene que conocer su entorno, a su competencia, al resto de las organizaciones del mercado. Saber cuáles son sus estrategias y tener una idea clara de cómo combatirla efectivamente. No es guerra sucia, es presentar una mejor alternativa que las ya conocidas a la consideración del público consumidor.

  1. Conozca y maneje al dedillo los números.

Usted debe saber de lo que habla y tener los elementos que mejor convencen a los inversionistas: los números.

  1. Sea accesible.

Usted tiene que estar disponible, localizable, alcanzable para cualquiera que esté interesado en saber de su idea. Disponga de una buena y atractiva página web y puntos de contacto en redes sociales.

  1. Manténgase actualizado.

Entretanto usted consigue el dinero es probable que la realidad del mercado cambie y por tanto usted debe estar al tanto de esos cambios. Es obligatorio que esté permanentemente actualizado y demuestre ante los inversionistas que conoce de lo que habla y sabe muy bien cuál es el terreno que pisa.

 

Visita también:

El emprendimiento humanista

Los nuevos emprendedores

Referencia empresarial

Conciencia social

Productivity and Efficiency

The Entrepreneur-humanist

 

SÍGUEME..

Twitter

Facebook

Linkedin

Google+

 

 

 

No hay comentarios

Agregar comentario